Antes de emigrar, cuentos y películas, Emigrar con niños y adolescentes, portada, Psicología para emigrar, Uso terapéutico de libros, cuentos y películas, Vivencias de una psicoterapeuta
Comment 1

La vida sin Santi: un cuento para hablar de despedidas cuando vas a emigrar

despedidas emigrar la vida sin santi

Muchas veces no encontramos la palabras para conversar con un niño sobre las despedidas. Lo vemos jugando, “como si” estuviera ajeno a lo que ocurre y se nos van las horas, los días… y el momento llega sin haber compartido lo que sentimos.

Las razones para evitar las despedidas suelen ser íntimas  (para profundizar en ellas puedes leer este texto). Lo cierto es que muchos papás, aún cuando sienten la necesidad de hacerlo, no encuentran el punto de arranque para conversar sobre la separación que ocurre al emigrar.

Como un motor que necesita la primera chispa para echar a andar.

Los cuentos en general son de muchísima utilidad, pues nos permiten hablar sobre los personajes con los cuales tenemos algo en común. Pero no todos los cuentos nos dan esta posibilidad, pues sólo miran una cara de los acontecimientos. Los niños los detectan muy bien: suelen estar llenos de buenas intenciones y ser aburridos.

Cuando decidimos emigrar, hablamos con nuestra hija no una, sino muchas veces de nuestra salida de nuestro país,  respondimos preguntas y visualizamos un sueño. Tocaba preparar el corazón para despedirse. Escogí “La vida sin Santi”, de Andrea Maturana con ilustraciones de Francisco Javier Olea para hablar de las despedidas.

¿Por qué escogí este cuento?

Porque era un gran recurso. En sus breves páginas toma en cuenta aspectos que como madre deseaba tratar con mi hija:

1.- Somos los adultos quienes tomamos la decisión de emigrar. No los niños. Y por lo tanto los niños y sus amigos esperan una explicación. La naturaleza de esa explicación es clave en la “mitología” familiar. Migrar ¿es una oportunidad?, ¿un destierro?, ¿una huída?, ¿una historia de amor?, ¿una búsqueda de libertades?, ¿un destino inexorable?

2.- Habla de las dos caras indisolubles del proceso migratorio: los que se van y los que se quedan. De sus sentimientos, de sus temores, de sus angustias y también de sus logros, y su capacidad de ser resilientes.

3.- Nos habla de esperanza en la permanencia de los vínculos que cultivamos con amor en la distancia.

Leímos “La vida sin Santi” a sus compañeros de salón (me inventé un pequeño teatro de títeres para la ocasión y prepararlo juntas y contarlo a sus compañeros resultó divertidísimo).

También lo leímos a sus compañeros de coro y luego ellos nos regalaron un pequeño concierto de música venezolana que llevamos en el corazón. Lo leímos con amigos y familiares y también se lo leyó ella misma. La gente se desconcertaba un poco al saber que teníamos a mano una “lectura” para la ocasión, pero luego servía de vehículo para ella contar lo que le estaba pasando a ella y sus amigos.

Hablamos de los personajes, sus sentimientos, su historia. Y también de ella, de nosotros y nuestra historia.

No se trata de comprar este u otro cuento, sino de saber escoger el “disparador” de la conversación, a conciencia de que buscas profundizar en la relación con tu hijo y que deseas ofrecerle recursos psicológicos para afrontar su proceso migratorio.

Los libros son grandes compañeros, y este, sin duda, fue muy cercano en “el gran viaje”.

Para saber más sobre las despedidas de los niños que van a emigrar puedes hacer click en el video.

1 comentario

  1. Pingback: Cómo manejar las despedidas de los niños que emigran | Blog de una psicoterapeuta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s